jueves, 23 de julio de 2009

Atención preferencial...


Hay días en los que me despierto más embarazada que nunca. Es decir, sensibilísima. Días (sobre todo si la noche anterior no he descansado demasiado bien), en los que me despierto sintiéndome la "pequeña vendedora de fósforos", la niña abandonada, la no querida, la solitaria, la mujer que ha perdido el control de su cuerpo físico y a la que se le avecina el descontrol del mental-espiritual. Hay días en los que reclamo cariño no sólo de mi pareja sino del UNIVERSO ENTERO porque claro, NADIE ME QUIERE Y NADIE ENTIENDE LO QUE SIGNIFICA ESTAR EMBARAZADA.

Hoy empecé el día con un quejido. Un ligero y tierno reclamo de calor en una mañana de dolor de muelas. Como siempre, recibí el cariño respectivo y más. Me di una ducha caliente y empecé con el ritual de cremas corporales para que la piel no me reviente de tanto que se anda estirando para hacerle campito al bebé. Me descubrí una estría nueva en un lugar al que mi mano con crema no había llegado. No pensé que me fueran a salir estrías ahí. Ya me lo habían advertido: "Hasta en la espalda cholita, hasta en la espalda." No soy una neófita con las estrías. Tengo una piel muy jodida y las estrías me visitan ingratamente desde mi adolescencia cuando di mi primer y único estirón. Pero esta estría, me tomó por sorpresa. Pensé que mi cuerpo evolucionaba y revolucionaba solo. Sentía que mientras más meses pasaban más control de mi cuerpo iba perdiendo. Y es así. Hace un mes que no puedo levantarme de una cama si no es poniéndome de costado y empujándome con el brazo sintiéndome así una especie de versión femenina de Gregor Samsa.

Termino de ponerme las cremas, me visto y salgo de casa al laboratorio donde tengo que hacerme unos exámenes de sangre. Hemograma, glucosa, etc. Llego al laboratorio y me dan un numerito. Pienso que deberían tener atención preferencial. No veo ningún letrerito y nadie le hace caso a mi panza que yo exhibo entre orgullosa y víctima por tener que esperar como todo el mundo mi turno para pagar mis análisis. Llega mi turno y me atiende una señora con mucho maquillaje. Me siento no sin antes decir "buenos días" con una sonrisa melancólica en el rostro y porsupuesto, no sin antes exhibir mi gran panza de 5 meses. La señora ni levanta su rimel. Secamente me dice "buenas". Yo, la pequeña vendedora de fósforos, saco mi papelito arrugado con la orden de los exámenes y le digo: "Hola, me tengo que hacer un hemograma, un examen de gluco..." Me interrumpe el lapiz labial: "¿Su apellido?" La miro fijamente un segundo más de lo usual. La miro. Le digo: "Lindo". "¿Segundo apellido?" La miro, intensamente la miro y siento como la pequeña vendedora de fósforos se va convirtiendo poco a poco en la mujer pantera. "Biondi", le digo, "con "b" grande, "i" latina y mi nombre es Jimena con "J"". No quiero sacar a la mujer pantera de su jaula porque en estas situaciones voy a pérdida. Su fuerza es demasiado grande para esta situación. Ya me ha pasado: sobrepaso las situaciones con la fuerza destructora y pierdo. Luego termino destrozada por mis propias muelas. Llega mi hermoso marido y se pone a mi lado. Me toca el hombro y yo no puedo evitar y es que NO PUEDO EVITAR decirle en voz medio alta para que se entere la del maquillaje: "Que malcriada es...". Entonces, sucede lo que tiene que suceder, la señora de ojos brillantes me pregunta: "¿Malcriada porqué?" Y me doy cuenta en ese momento que estoy perdida. Tengo dos opciones: la mujer pantera o la pequeña vendedora de fósforos. Pienso rápido qué energía me conviene más. Cual es la menos destructora. Cuál de ellas dejará el recinto casi intacto. Me decido, respiro, la miro y le digo tranquilamente: "Creo que has sido muy desagradable conmigo desde que llegué. No se si es porque yo estoy embarazada y estoy más sensible pero siento que no has sido muy amable conmigo..." Y ya para este momento la rabia contenida sale en forma de río y me relajo mientras mi hermoso marido me sigue haciendo cariño y yo sigo mirando fijamente y con tranquilidad a la señora y ella me mira y me pide disculpas y se preocupa y me pregunta si ya pasó. Yo le digo que sí, nos amistamos y me voy a hacer mis análisis sintiendo que no pasó nada, que por mi pasaron mil cosas pero que el efecto no destruyó nada ahí afuera. O por lo menos no tanto.

Salgo de ahí y me voy a cobrar un dinero del seguro en el que tampoco hay atención preferencial. Saco mi libro y hablo por teléfono con gente que me haga reír para no molestarme por el tipo que veo está intentando robarme el turno. Respiro. Suficiente se ha movido mi psique y recién son las 9.30 de la mañana. Camino a casa, salgo con mi prima a almorzar, tomamos café descafeinado, comemos ensalada de pasta, conversamos largo y tendido. Salgo a Larcomar, es la hora de ir a trabajar. Voy a comprarme otro café descafeinado, me toca el turno, pongo mis cosas sobre el mostrador para pedir mi café favorito cuando a mi lado se ponen dos monjas jóvenes y piden sin más ni más su orden. Pregunto si ellas estaban primero. Una me dice que siga yo y cuando voy a hablar la otra habla sobre mi y da su orden. Cafés con chocolate. Yo me quedo estupefacta y siento como mi santa panza crece en punta de flecha. La miro y río con sorna. Me pregunto como una "servidora del señor" no le puede dar el paso a una embarazada y la pequeña vendedora de fósforos y la mujer pantera empiezan a conversar. La chica del mostrador me hace ver que ella estaba antes sólo que se había distraído mirando el merchandising y yo no la había visto. La señorita monja me dice: "Es cierto... es cierto" Y yo le digo: "No, si yo te creo. Yo tengo fe". Y me rio, malcriadita. Mientras piden su extensa orden, le digo a la señorita que atiende entre risas que sería chévere que tuvieran atención preferencial... Y yo misma mientras lo digo me rio porque pienso que no es que no pueda esperar un turno para pedir mi café sino que mi panza ha desarrollado una especia de ego propio. La monja termina su orden super cool (porque era una monja muy "ella"como diría mi madre), se va y hago mi pedido con ganas de escribir y de hablar pestes de la monja y sus modales. Me siento y empiezo a escribir este post cuando de pronto veo que viene la paloma mensajera, una figura larga y ploma se acerca a mi y pregunta si puede sentarse. Dios..., pienso (nunca mejor dicho), es la monja. Se sienta y me explica el malentendido. "Tú no me viste, pero yo estaba hacía rato esperando y blah blah blah, tal vez fue un malentendido pero blah blah blah..." Yo la miraba y me insertaba en sus ojos grandes, oscuros y fuertes, y pensaba en el significado de todo esto. Me he pasado el día entero pidiendo "atención preferencial", me he pasado el día entero reclamando atención, reclamando "preferencias", la monja está sentada frente a mí y yo me siento como en una confesión. Me dan un poquito de ganas de llorar pero no lo hago, y me doy cuenta de que quisiera liberarme con ella, que me abrace y me diga que todo va a estar bien. Pero es sólo un segundo. Me pregunta: ¿"Todo bien?" Y yo le respondo: "Sí, gracias". Se levanta, se va y yo me quedo aquí, sentada, ya no con ganas de insultar al santo oficio sino... no se... confundida y pensando en esas dos palabras que no dejan de resonar en mi cabeza: "Atención preferencial... atención preferencial..."

38 comentarios:

J dijo...

Que chévere que haya escrito Sra.
Y qué embarazada luce.
Y a riesgo de que pudiera tomarlo a mal (por lo embarazada que anda), pues creo que (un poco como
cuenta en el post), ciertos momentos al día debe andar insoportable.
Ja.
Y es que \"NADIE LA QUIERE Y NADIE ENTIENDE LO QUE SIGNIFICA ESTAR EMBARAZADA\".
Ni siquiera las que han estado embarazadas.
O las que están embarazadas.
Bueno, no esperaba que las monjas comprendieran el tema.

Pero si algo hay que rescatar de lo que le sucedió es que las dos personas se comunicaron con usted y se disculparon.
Eso es más de lo que usualmente sucede.
La vida suele ser desconsiderada.
Un poquito la entiendo (poquito nomás). Yo, suscribiendo la letra de una canción, digo (para mí, solo algunos días): NO PERDONO A LA VIDA DESATENTA.

Qué considerada usted al volver a escribir.
Uno se siente un poquito más acompañado.
O menos solo.

Saludos.

P.D. Me ha resultado muy chévere la figura de la "vendedora de fósforos".
Esa imagen es una meta-historia?
O solo una visión?

J.

Caro dijo...

Por qué las monjas siempre terminan quedando bien??? XD En fin, qué bueno saber de ti! Una amiga te ve seguido y me cuenta cómo va creciendo la panzita. Genial por ti =)

Un abrazo!

Ivonne dijo...

que minipancita!!

espero que tus días pasen agradablemente

saludos!

Aquiles Martin dijo...

ohhhhh que lindo q volviste, se te extrañaba taaaaanto, espero sigas escribiendo, besos, saludos desde trujillo

Rulos dijo...

El proceso debe ser muy jodido, pero es también una experiencia única. Disfrútalo!!!

Miliita dijo...

Yo siempre reclamo atención preferencial, de TODO EL MUNDO, como tú dices.. y eso que no estoy embarazada.

No quiero ni pensar lo que sería cuando lo este.


Bonito Post :)

Milagros*

El Tunche dijo...

Estás embarazada!! eso te otorga el derecho divino a que te consientan, engrían, mimen, comprendan, alimenten y toleren... No te olvides que estas sintiendo por dos, literalmente.

El mundo se debe adaptar a las madres en proceso y no al revés.

Un beso Jimenita y otro para el ingeniero detrás de todo esto.

MUA - Jime Lindi dijo...

Hola J!
Possí, estoy tratando de volver a la disciplina de la escritura. Ahora tengo más tiempo libre y espero poder hacerlo si es que la modorra de las tardes no me gana. Por ahí me dicen que debo de DESCANSAR en vez de andar por ahí inventandome actividades pero ya se sabe como es...
Bueno sí, hay días en los que ando insoportable aunque no creas q tanto. menos que antes de eestar embarazada en todo caso. así que ya te puedes imaginar lo insoportable que podía ser.
En fin, que bueno volver a reencontrarme por akí. A qué te refieres con "meta historia"? Hablamos terrícola...

MUA - Jime Lindi dijo...

Caro, la panza está grande aunque algunos dicen q es pequeña. Yo la siento graaande y con vida propia. Un beso grande!

MUA - Jime Lindi dijo...

Caro, la panza está grande aunque algunos dicen q es pequeña. Yo la siento graaande y con vida propia. Un beso grande!

MUA - Jime Lindi dijo...

Hola Aquiles Martín e Ivonne!!! Ojalá sigamos juntos un buen tiempo!

Rulos: no es una experiencia jodida. No quise que eso se entendiera por el post. Por eso puse HAY DÍAS... Tiene sus inconvenientes pero en general me lo paso bastante bien. Es único, sí, supongo... Un beso.

MUA - Jime Lindi dijo...

Tunche, le enviaré los saludos al ingeniero. Gracias. EStamos muy contentos. Ya nos veremos!

Lemon Guy dijo...

Si q estas sensible Lindo ... es natural supongo no? osea si se te mueven todos los organos dime si no todas las tuercas en la cabeza ... yo seria una preñada histerica! dios sabe lo q hace jijiji ...

Maya dijo...

Por decir lo menos... es "embarazoso" que no exista atención preferencial para quienes verdaderamente la merecen.
Felicidades por la dulce espera, Jimena.
Un abrazo, una peruana desde España.

J dijo...

Varias cosas Sra.

Hay diferencias entre "ser" y "llegar a ser".

Yo no creo que haya sido ni sea

"insoportable" (es además un término tan

contundente).

Imagino que, en ciertas situaciones, llega a

ser, digamos, "especial" o "sumamente

particular".

Por otro lado, al no conocerla ¿cómo podría

afirmar esto?

Buena pregunta.
Ja.

Pues hay cosas que se entienden, que se leen,

que se comunican aún sin intención.

Y en última cuenta, quienes creemos ser no es

más que una ficción.

Tan igual como la imagen que tienen de

nosotros otras personas.
Meras ficciones.

Y a veces, hasta intuiciones, tipologías y

experiencias pueden servir para tener un

perfil de una persona sin necesidad de

tenerla cerca.

En fin, creo que ya me salí del tema.

A lo que iba es que, a menos que haya estado

usando algún usando algún tipo de chantaje

emocional, no creo que usted crea que era

insoportable antes.
Ni creo que crea ser insorpotable

ahora.
Que tenga sus momentos, pues como todos, no?

Y en fin.
A otra cosa, que esta es más divertida.
Le cuento que ayer vi "Razones para el

Exxxilio".
(Bueno, ayer es anteayer).
Me pareció ligera, divertida, con sus buenos

momentos.

Pero lo que quería contarle era que me

encantó su personaje.

Es tan tierno. Tan "ligero" a lo Parménides.

Y acá cito al tío Kundera (que no he

encontrado a Parménides): "Por el contrario,

la ausencia absoluta de carga hace que el

hombre se vuelva más ligero que el aire,

vuele hacia lo alto, se distancie de la

tierra, de su ser terreno, que sea real sólo

a medias y sus movimientos sean tan libres

como insignificantes".

Con esa ligeraza se mueve su personaje.

Alguien a la que da ganas de abrazar mientras

se camina (como hace el pelele del personaje

de Ciccia).
Alguien con quien se disfruta ratos de no

hacer nada y de ir, sin prisa, a ninguna

parte.

Alguien ligera, divertida, dulce, peculiar,

anti-intelectual, caprichosa, tierna y,

completando el asunto (y muy importante), recontra APETECIBLE.
Ja.

Me divertió mucho verla.

Lucía (no se vaya a

molestar) tan joven y tan jovial.

Tan (según sus autodefiniciones): sincera,

bonita, sorprendente, sensual, cariñosa,

generosa, deliciosa, hembra, guapa, china,

sabrosa, pero, sobre todo, deliciosa.

No sabe cómo me he divertido.
Y el director parece Ed Wood, de la pela de

Burton.

Ja.
Un mate de risa.
Salí muy contento de la sala de cine.
O risueño y distraído, digamos.

Uhmmm. ¿Otras cosas?

Nada, ¿Meta-historia? Pues historia o imagen (aunque una imagen también es una historia...) que requiere de una historia previa (narrada, digo) que le da sentido y/o profundidad a la imagen o historia comentada sin contexto.

Se me ocurrió que la niña vendedora de fósforos no era solo una niña-vendedora-de-fósforos.
Detrás de una imagen así siempre hay muchas imágenes parecidas que la preceden y la complementan.

O, resumiendo, si quiere una meta-historia es como un hiper-enlace.
Algo que puedes saber qué dice, pero que para saberlo a cabalidad hay que remitirse a un otro lado.

Pero nada. La imagen pudo haber sido solo una imagen.
Y solo eso.

Aunque fue bien chévere.

Alguien que quisiera hacer un corto podría empezar por piratearle sus imágenes-recontra-visuales e inventarse una historia a partir de ellas.

Sería, ja, una meta-historia.

Saludos.

J.

fita dijo...

que bien que escribiste nuevamente...me encantó eso de retener a la pantera y conversar con la tarrajeada para decirle que te había lastimado,e s increíble cuanto más uno puede conseguir cuando se controla, esos felinos qu ellevamos dentro cuando sacan las garras no solo arañan al que te friega pareciera que las garras las tiene en dos direcciones para allá y hacía una misma y una termina toda desgarrada también...

Anónimo dijo...

hola

fita dijo...

por otro lado lo de la pequeña vendedora de fósforos lo entiendo claramente pues tuvimso ese cuento de chiquitas, jajajaja, que tierna y triste su carita, me la imagino en ti con tus dotes histriónicos, de llorar, jajaja....

fita dijo...

por último contaré que cuando estaba embarazada y me creció la panza una de las cosas que mas me gustó (aparte de las pataditas) fue la atención preferencial y donde no había la reclamaba, así debe ser, la realidad es que la madre bombea dos veces más sangre para su bb y se agita con mayor facilidad y te cansa estar parada mucho rato y necesitas descanso...bueno que te mejores de tu resfriito...besitos....

lunaria dijo...

muchas felicidades! y q linda se te ve con esa pancita....mi esposo y yo andamos en busca de nuestro primer bebe y nada de llegar.....imagino q de debe ser algo magico!muero por ser mama!felicidades y mucha suerte!

2litros dijo...

Estás embarazada, engriete y disfruta

Bleuandciel++ dijo...

Bueno felicidades ++ y continuemos en nuestras lineas...

George dijo...

pues nada, felicidades !!

MUA - Jime Lindi dijo...

Hola Lemon Guy... pero...¿sabes qué? Claro, todo en la cabeza y en el cuerpo se mueve. No sólo orgánicamente sino también por los miedos futuros y etcéteras... Pero como dice una amiga mía: épocas de grandes cambios sólo sirven para hacer grandes cambios. Y todo está cambiando para bien. that´s the feeling.

MUA - Jime Lindi dijo...

J...possí, me creía bien insoportable sin pretender chantajear a nadie emocionalmente. Con mis momentos claro. Mis momentos de claridad...ja! En fin, que usté tiene razón que tods tenemos nuestros momentos. Por otro lado, qué chévere que haya visto Exxxilio. ¿Dónde la pasaron? A mi me divierte mucho ese trabajo. Estaba bieeeen chibola además.
Y la little vendedora de fósforos no es sólo una mera imagen. Tiene su historia detrás y TREMENDA. JAJAJA! Bueno... no tan tremenda. Nada tan tremendo. Pero es un personaje q me acompaña digamos que desde niñita. Ya contaré más sobre eso en otro post. Buena idea. Saludosssssss

MUA - Jime Lindi dijo...

Fitita... si pues... es que la pantera está dentro y para sacar sus garras al exterior primero tiene que atravesar nuestro propio cuerpo con sus garras. that´s big problem...

MUA - Jime Lindi dijo...

Hola Lunaria! Gracias por escribirme. Tú sabes como son estos bandidos... Llegan cuando quieren...

Yani dijo...

omg me encanto tu post y enterarme... y yo tb quiero quiero quiero... todo lo k venga con el embarazo... inclusive la necesidad de atenciOn preferencial

bss mil desde barcelona!! ;)

Juanjo dijo...

que guapa pancita Jime! leo este post y solo me provoca darte un preferente abrazo. estrias mas o menos, la alegria de estos meses debe invadir tus dias. Linda espera Lindo!

ovejazul dijo...

Estarás embarazada, pero no estás enferma o inválida.
Más allá del lugar preferencial en los estacionamientos o en los micros o de ceder el asiento en una sala de espera, no sé por qué habría que dar atención preferencial a las embarazadas.

MUA - Jime Lindi dijo...

Yani! Besos desde Lima. Barcelona que tal? Dicen que Madrid a 45 grados! Ya viví eso... ufff... besos

MUA - Jime Lindi dijo...

Gracias Juanjo! Hermosa espera la verdad. Es lo máximo. Espero verte pronto en la obra q estoy presentando!!! Bacios

MUA - Jime Lindi dijo...

Ovejazul...

"(...)Otro de los fundamentos, indica que “es sabido que la atención al público en dependencias del ámbito estatal como privado genera, en reiteradas ocasiones, aglomeración y largas colas de aquellos que concurren a realizar trámites. Entre ellos, es frecuente observar a mujeres en estado de gravidez o a personas que por su discapacidad física, con patologías, problemas de equilibrio o por su edad avanzada, presentan dificultades” para tolerar largos tiempos de espera en diversos lugares."

Y se agrega: “la mujer embarazada experimenta una serie de transformaciones fisiológicas y orgánicas; así también personas que sufren dolencias o capacidades diferentes de distinta naturaleza”. Asimismo, para aquellas personas, “soportar largas esperas, puede poner en riesgo su salud“.

"Cabe destacar, que el presente dispositivo tiene antecedentes en la legislación provincial, a lo cuál se puede citar la Ley 5.118, sancionada y promulgada durante 2004, que determina la obligatoriedad de otorgar prioridad y atención preferencial a mujeres embarazadas que realicen trámites en oficinas públicas."

Qué rico no? No te arañes pues... Es chévere estar embarazada también por eso... je je...
Ya lo sabrás algún día. Seas hombre o mujer... Muac muac

Anónimo dijo...

Asu, osea que la ley piensa que estar embarazada es lo mismo que ser discapacitado. Qué heavy. El mismo argumento estúpidamente machista de siempre.
Como embarazada, respondo: mejor que no nos hagan favores...

MUA - Jime Lindi dijo...

No te habías dado cuenta anónima de las señalizaciones para que te estaciones?

Como embarazada digo: SÍGANNOS HACIENDO FAVORES!!!

María Luisa Lazarte dijo...

Felicidades que tu bebito/bebita nazca sanito.Al final te vas a olvidar de los malestares y disgustos con la felicidad que te va a regalar.Te quedó perfecto el comercial de Nescafé con Marco Zunino.Bonita química.
Voy a ir un día de estos a disfrutar de Esperando la carroza que se nota,por el reparto,que está para no perdérsela.
Eres una estupenda actríz y presentadora de Tv.Con Mesa de noche se pasa bien.Saludos a Renzo,me encanta su manera de ser,se le ve transparente,¿es así?qué pena que no está soltero no?
lástima.

Anónimo dijo...

Lo que pasa es que eres muy egocentrica se nota que eres una persona muy creida,q porque eres actriz ya te crees"la maravilla del mundo,solo estaras embarazada 9 meses y dai acabo el payaso!

Anónimo dijo...

Lo que pasa es que eres muy egocentrica se nota que eres una persona muy creida,q porque eres actriz ya te crees"la maravilla del mundo,solo estaras embarazada 9 meses y dai acabo el payaso!